Las opciones financieras

En el artículo anterior, decía que la mejor manera de ganar #dinero grande en #Wall Street era a través de derivados, refiriéndome particularmente a las opciones financieras.
Hoy vamos a elaborar un poco más sobre el tema. Es importante comprenderlo, antes de entrar de lleno en la estrategia específica para hacer #dinero grande.
El mundo de las opciones es el mundo de la fantasía real dentro de las inversiones financieras. Es el mundo en donde las personas imaginativas pueden darse gusto ideando diferentes y creativas estrategias de inversión que pueden llevarlas a construir capitales fantásticos en poco tiempo. La cantidad de alternativas que pueden armarse a través de las opciones es prácticamente ilimitada. Como dice el profesor Xavier Puig en un excelente video sobre el tema: el mundo de las opciones es como un juego de LEGO, en donde, con dos piezas básicas, puede armarse un mundo casi ilimitado de estructuras financieras.
Ahora bien, no es gratis. El éxito de cualquier estrategia comienza por la comprensión profunda de las dos piezas básicas: las opciones CALL y las opciones PUT. Las primeras son contratos que dan el derecho de comprar un bien subyacente, mientras que las segundas dan el derecho de venderlo. Los dos tipos de contratos pueden, a su vez, ser comprados o vendidos. Esta característica hace que las transacciones con opciones, al principio, se vean confusas, y de ahí la fama de ser altamente riesgosas. Sin embargo, una vez que se adquiere el conocimiento necesario y la experticia para poder ensamblar estrategias ganadoras, se llega a la conclusión de que se trata de instrumentos financieros nobles, flexibles y altamente productivos. Todo es cuestión de disciplina y persistencia para estudiar el tema hasta lograr su completo dominio.
A los interesados en seguir este proyecto de “#Dinero Grande” en Wall Street les recomiendo ver los videos sobre el tema del profesor Puig: http://www.youtube.com/watch?v=JjbUeNARxc4.
www.pma@pmacolombia.com

“Dinero grande” en #Wall Street, Parte III

Deja una respuesta